Seventh-Day Adventist Church

Iglesia Adventista El Sereno Una iglesia diferente.

Menu
Bipowered

Juicio

Todos seremos juzgados delante de Dios. Está en la Biblia, Apocalipsis 20:12, "Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras".

Todos seremos juzgados por lo que hayamos hecho. Está en la Biblia, Mateo 16:27, "Porque el Hijo del Hombre vendrá en la gloria de su Padre con sus ángeles, y entonces pagará a cada uno conforme a sus obras".

La norma del juicio será la ley de Dios. Está en la Biblia, Santiago 2:10-12, "Porque cualquiera que guardare toda la ley, pero ofendiere en un punto, se hace culpable de todos. Porque el que dijo: No cometerás adulterio, también ha dicho: No matarás. Ahora bien, si no cometes adulterio, pero matas, ya te has hecho transgresor de la ley. Así hablad, y así haced, como los que habéis de ser juzgados por la ley de la libertad".

El juicio divino será justo. Está en la Biblia, Hechos 17:31, "Por cuanto ha establecido un día en el cual juzgará al mundo con justicia, por aquel varón a quien designó, dando fe a todos con haberle levantado de los muertos".

Nadie escapa del juicio. Está en la Biblia, II Corintios 5:10, "Porque es necesario que todos nosotros comparezcamos ante el tribunal de Cristo, para que cada uno reciba según lo que haya hecho mientras estaba en el cuerpo, sea bueno o sea malo".

Nada quedará escondido en el juicio. Está en la Biblia, Eclesiastés 12:14, "Porque Dios traerá toda obra a juicio, juntamente con toda cosa encubierta, sea buena o sea mala".

¿Qué escena del juicio fue mostrada a Daniel? Está en la Biblia, Daniel 7:9-10, "Estuve mirando hasta que fueron puestos tronos, y se sentó un Anciano de días, cuyo vestido era blanco como la nieve, y el pelo de su cabeza como lana limpia; su trono llama de fuego, y las ruedas del mismo, fuego ardiente. Un río de fuego procedía y salía de delante de él; millares de millares le servían, y millones de millones asistían delante de él; el Juez se sentó, y los libros fueron abiertos".

En el juicio Cristo es nuestro abogado defensor. Está en la Biblia, 1 Juan 2:1, "Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo".

¿Qué evidencia presenta la defensa en nuestro favor? Está en la Biblia, Apocalipsis 3:5, "El que venciere será vestido de vestiduras blancas; y no borraré su nombre del libro de la vida, y confesaré su nombre delante de mi Padre, y delante de sus ángeles".